Si el sabor fuera un trivial, ganarías seguro con estas 6 variedades:

Con estas 6 variedades de queso, vamos a ganarle la partida al sabor, aprendiendo algunas curiosidades. ¿Listos? Buen provecho.

Tenemos tan presente el queso en nuestra vida (y en nuestro país) que, más o menos, todos podemos decir algo sobre el tema. Habrá a quienes les guste más o menos (o incluso lo odien), quienes tengan claras sus preferencias o quienes quieran probar todas las clases de quesos disponibles, adaptándose al cambio (uno de los libros sobre el cambio más vendidos de la Historia se llama “¿Quién se ha llevado mi queso?” y será por algo) y deseando coleccionar nuevas texturas y sabores.

Pero a veces subestimamos lo cotidiano. Por eso, hemos preparado este artículo TRIVIA (que no trivial) para ayudarte a valorar y conocer más sobre los quesos.

  1.       Los curados, a dos manos.

Gran Capitán es un queso fuerte, muy curado y con un estilo inconfundible. Por eso, para servirlo con mayor soltura y seguridad, nada mejor que un cortador de 2 manos. Ya sabes que cada queso tiene su cuchillo.

  1.       Un azul en un queso también es natural.

El queso azul, como el Societé, no le debe su color a nada más que a un hongo, que como todos sabemos ayuda a sacar todo su potencial a estos productos. ¿Huele fuerte? ¿Sabe intenso? No te defraudará.

  1.       Tiernos, perfectos para empezar.

Para niños o aquellas personas a las que no les convencen los sabores fuertes, un tierno como El Ventero es una gran opción. Combina con todo, es tierno y sabroso.

  1.       Puedes usar queso en cada plato.

Puede que tengamos demasiado asociado el queso a entrantes o picoteo y ¡sí! Ha llegado la hora de evolucionar nuestro punto de vista. El queso puede formar parte e incluso protagonizar cada plato. Y si no, que se lo pregunten al mascarpone de Galbani, en ese tiramisú que te mira y te dice “¡cómeme!”.

  1.       Descubre algo especial.

Es verdad que todos tenemos favoritos. ¿A quién no le gusta repetir con algo que realmente le gusta? Pero, de verdad, si no has probado Flor de Esgueva, te estás perdiendo algo inigualable.

  1.       Se acabó el “para ocasiones especiales”.

Los prejuicios están reñidos con la inteligencia ¡también en cuestión de quesos! Porque si tienes la suerte de contar con un Président, puedes saborearlo cuando te apetezca, no solo con visitas, reuniones familiares o una cita especial. ¡Faltaría más! ¿Necesitas ideas?

Pero, sobre todo, si quieres ganar no solo un buen sabor sino también un buen momento, comparte un queso de calidad. Las experiencias compartidas valen mucho más y son los verdaderos premios de nuestra vida.

 

Si el sabor fuera un trivial, ganarías seguro con estas 6 variedades:
Puntúa este artículo