Queso Mimolette

Una variedad francesa con un sabor singular y un color inolvidable

Características del queso mimolette

Juguemos.

Piensa en un queso. SO-LO-U-NO.

De verdad. Nos vale cualquiera.

¿Lo tienes? ¿Seguro? ¡Fantástico!

¿DE QUÉ COLOR ES? ¿Blanco? ¿Amarillo? ¿o tal vez…NARANJA?

Puede que algunos, solo algunos, hayan pensado en un queso naranja, que es una opción tan sabrosa que es difícil de olvidar. Pero está claro que no es lo típico que a todos nos viene a la cabeza cuando pensamos en un queso.

Y eso, querido lector, tiene fácil solución.

Si no has probado el queso mimolette, estamos encantados de presentártelo aquí mismo.  

 

 

 

Origen del queso mimolette

Empecemos por el nombre, que ya te habrá sonado un poco a francés. El queso mimolette significa literalmente “Medio blando”, que es como debe estar si queremos disfrutar de él. También se le conoce por “Vieux Lille” o “Boule de Lille”, puesto que se produce en la ciudad gala de Lille, en el Nord-pas-de-Calais .

Ya sabes que los quesos franceses están de fiesta y una tabla de quesos que se precie debería contemplar al menos un ejemplar de nuestro país vecino, ¿verdad?

Sobre todo, uno como este, rodeado de leyenda. Pues dicen que el queso mimolette nació por mismísima orden del rey Luis XIV, quien quería un queso que compitiera con el edam holandés. Y pidió, además, que llevara un ingrediente latinoamericano: el axiote, que le da esa característica tonalidad.

¿Cuánto hay de verdad en todo esto? Pues lo cierto es que, en las fechas de su creación, alrededor de 1675, Francia y Holanda estaban en guerra. Y ambos países cortaron relaciones comerciales, por tanto, el edam dejó de llegar a las mesas francesas, con lo que la creación de este queso sí obedecía a una necesidad real.

No obstante, no fue hasta 1935 cuando se reconoció, mediante un Tratado entre los países de Holanda y Francia, esta variedad de queso como original.  

 

Elaboración del queso mimolette

El queso mimolette se elabora a partir de leche cruda de vaca, con una técnica muy parecida a la usada para la elaboración del queso edam, pero añadiendo un elemento muy característico: el achiote.

Este ingrediente, originario de las zonas intertropicales del continente americano, tiñe de naranja la mezcla y aporta un ligero sabor picante, con aroma a nuez.

También son aportados en la elaboración ciertos ácaros, con los que se produce una corteza grisácea mientras se busca un mejor sabor.

Esta variedad de queso debe envejecer un mínimo de 6 semanas. Si transcurren más de 6 meses, pasa a denominarse semi maduro y maduro cuando lleva un año entero en este proceso. El máximo es recomendable es de 24 meses.

¿Cómo saber que es el momento preciso (y precioso)? Durante la maduración, este queso mimolette se golpea con un martillo característico, para “escuchar” su calidad. Si suena hueco, hay que esperar…

El resultado es, digamos, llamativo. Hay quienes dicen que parece una pelota de fútbol cubierta de nieve, puesto que la superficie de su corteza presenta un aspecto polvoriento. Y en el interior, la textura es sumamente firme. Tanto que, en vez de cortarse, puede resquebrajarse, como un gran caramelo.  

Si el queso es menos maduro, la corteza se verá uniforme, pero cuanto más se deje en maduración, más rugosidades y huecos presentará, pues son ideales para que proliferen los ácaros.

¿Y qué decir del sabor? Pues aunque empieza con un sabor extrasuave, cercano al de la avellana, a medida que pasa el tiempo en boca consigue una intensidad media, con matices que evolucionan ya en el retrogusto. Y en cuanto al nivel de picante, depende del tiempo de maduración.

 

¿Cuándo degustar el queso mimolette?

Para el desayuno, en una rica merienda o rallado sobre los platos, son formas en las que se puede degustar un queso mimolette.

Como queso de tabla, es bueno para maridarlo con cervezas tostadas o fuertes o un vino tinto de cuerpo con Chuche-Mourette, que se basa en el aguardiente de enebro.

Queso Mimolette
5 (100%) 10 votos

Datos:

Queso Mimolette

País de origen

Francia

Leche

Leche de vaca

Tipo

Pasta dura y prensada

Textura

Dura y rígida

Sabor

Suave, creciente, intenso en retrogusto

Aroma

Ácido y fuerte

Información Nutricional:

Queso Mimolette

Calorías

344

Grasas totales

45 g

Proteínas

25,1 g

Calcio

720 mg