Sorprende a tus invitados con la mejor fondue

La fondue de queso es el plato tradicional suizo por excelencia. Alrededor de ella es común encontrar a familias y grupos de amigos reunidos, disfrutando de la intensidad, el aroma y los matices de los quesos suizos.

Según la tradición suiza, aquel que pierda su trozo dentro del queso, ¡paga prenda! Así que estate muy atento a nuestras recomendaciones y sorprende a tus invitados con la mejor fondue.

¿Una cena improvisada en casa? Tenemos el truco perfecto para ti

¿Llega el esperado fin de semana y quieres organizar una cena en casa? ¿Quieres improvisar algo que guste a todos, fácil, divertido y original?

Te proponemos el truco definitivo para que tus cenas con amigos sean un auténtico éxito sin esfuerzo: ten siempre en la nevera una Fondue Aux 3 Fromages Président, la mejor manera de estar preparado para cuando tienes invitados.

Président selecciona y combina para ti los 3 deliciosos quesos con los que se elabora la fondue tradicional junto con el toque justo de ajo y vino blanco. El resultado es una deliciosa fondue en casa, rápida, cremosa y fundente, la auténtica cómplice en tus noches de familia y amigos:

 

  • Emmental: un queso tierno que aporta al conjunto el toque afrutado.
  • Comté: delicadas notas frutales y florales, es un queso extremadamente fundente, perfecto para aportar cremosidad a la fondue de quesos.
  • Gruyère: un poco más fuerte y picante que los anteriores, le aporta el aroma intenso.

 

La Fondue Aux 3 Fromages Président está lista en tan sólo 5 minutos. Sólo tienes que verterla en un cazo o un caquelón para fondue y ponerla a fuego alto hasta llevar a ebullición sin dejar de mover enérgicamente. Cuando la fondue tenga la consistencia deseada, es momento de retirarla del fuego.

Para los más originales, os proponemos una manera de personalizarla: una pizca de tu especia preferida (nuez moscada, pimienta negra, pimentón…) o incluso un toque de esencia de trufa negra para un resultado gourmet. Mmm… ¡delicioso!

¿Ya tienes lista tu rápida y sabrosa fondue? Sírvela en la mesa con una fuente de calor, en el mismo recipiente en el que la cocinaste y ¡despreocúpate!

 

Fondue de queso acompañado con pan tostado

Con qué combinar y maridar la fondue de queso

¿Quieres saber con qué maridar la clásica y tradicional fondue de queso como un auténtico suizo? Toma nota de estos complementos que hemos seleccionado para ti. ¡los hay para todos los gustos!

  • Trozos de pan: lo más tradicional es acompañar nuestra fondue de trozos de pan. Te recomendamos usar pan con algo corteza y algo duro. El pan payés y el de cereales son nuestros preferidos para saborear los quesos en su esencia más pura.
  • Las patatas y verduras como el brócoli, la zanahoria o los espárragos verdes también son un gran aliado y una opción sana y natural. Recuerda cocer éstas últimas brevemente para evitar que se deshagan en el queso.
  • Champiñones crudos: ¿los has probado con la fondue alguna vez? Son tan aromáticos que maridan a la perfección con los quesos elegidos para la fondue. Simplemente córtalos en trocitos, fácil y rápido.
  • Encurtidos: junto con el queso, forman una combinación explosiva: cebollitas francesas y pepinillos son nuestros preferidos para la fondue ya que se pueden pinchar bien y no perder dentro del queso. ¡Pruébalos!

Sean cuales sean los complementos que elijas para mojar en los ricos quesos, lo que queda claro es que, para los amantes del queso, la fondue es un plato imprescindible. Ya sólo queda elegir un buen vino o una cerveza artesana y… ¡a disfrutar!

Fondue de queso acompañado con pan tostado

Elaboración tradicional de la fondue de quesos suizos

Según la receta tradicional, los quesos que debemos mezclar son el gruyere y el emmental, pero también hay versiones con cheddar, vacherin y comté. Estos quesos se mezclan y calientan en el tradicional “caquelón”, un recipiente de barro que puede alcanzar altas temperaturas sin quemarse.

El primer paso para preparar nuestra deliciosa fondue tradicional es untar las paredes del caquelón con un ajo cortado por la mitad.

Una vez preparado el caquelón, corta 300 g de queso gruyere y 200 g de queso emmental en trozos. Añade un 300 cc. de vino blanco seco, una pizca de pimienta blanca y nuez moscada y lleva el conjunto a ebullición moviéndolo sin parar con una cuchara de madera para que no se pegue al fondo de la cazuela.

Diluye una cucharadita de harina fina de maíz en un poco de vino blanco y añádelo a la mezcla sin dejar de mover para espesar el resultado. Una fondue tradicional se sirve en la mesa en el mismo recipiente en la que se ha cocinado.

Sorprende a tus invitados con la mejor fondue
Puntúa este artículo